CUANDO ASEDIEN TU FAZ CUARENTA INVIERNOS - Poema de William Shakespeare . Encuentra y comparte los poemas de William Shakespeare Tenemos cientos de poemas de familia, religiosos, para enamorados de amor , de amistad , infantiles, todos por autor. Sigue disfrutando de este/a Poeta con alguno de sus otros poemas: ¡Ve! si en oriente la graciosa luz... - Y por qué no es tu guerra más pujante... - AMOR VERDADERO - CUANDO EN SESIONES DULCES Y CALLADAS - CUANDO INFELIZ, POSTRADO POR EL HOMBRE - CUANDO PIENSO QUE TODO LO QUE CRECE - DE LOS HERMOSOS EL RETOÑO ANSIAMOS - EL SOLILOQUIO DE HAMLET -




Poema del Autor/a: William Shakespeare


Nombre del Poema: CUANDO ASEDIEN TU FAZ CUARENTA INVIERNOS


Cuando asedien tu faz cuarenta inviernos
y ahonden surcos en tu prado hermoso,
tu juventud, altiva vestidura,
será un andrajo que no mira nadie.

Y si por tu belleza preguntaran,
tesoro de tu tiempo apasionado,
decir que yace en tus sumidos ojos
dará motivo a escarnios o falsías.

¡Cuánto más te alabaran en su empleo
si respondieras : – « Este grácil hijo
mi deuda salda y mi vejez excusa »,

pues su beldad sería tu legado!
Pudieras, renaciendo en la vejez,
ver cálida tu sangre que se enfría.



February 8th, 2007

Poemas y Poetas




Autores


Cuando asedien tu faz cuarenta inviernos... - Poema de William Shakespeare . Encuentra y comparte los poemas de William Shakespeare Tenemos cientos de poemas de familia, religiosos, para enamorados de amor , de amistad , infantiles, todos por autor. Sigue disfrutando de este/a Poeta con alguno de sus otros poemas: A un día de verano compararte - Cuando en sesiones dulces y calladas... - Cuando pienso que todo cuanto crece... - De los hermosos el retoño ansiamos... - Derrochador de encanto - Las horas que gentiles compusieron... - No dejes, pues, sin destilar tu savia - Quién creerá en el futuro a mis poemas... -




Poema del Autor/a: William Shakespeare


Nombre del Poema: Cuando asedien tu faz cuarenta inviernos...


Cuando asedien tu faz cuarenta inviernos
y ahonden surcos en tu prado hermoso,
tu juventud, altiva vestidura,
será un andrajo que no mira nadie.

Y si por tu belleza preguntaran,
tesoro de tu tiempo apasionado,
decir que yace en tus sumidos ojos
dará motivo a escarnios o falsías.

¡Cuánto más te alabaran en su empleo
si respondieras : – « Este grácil hijo
mi deuda salda y mi vejez excusa »,

pues su beldad sería tu legado!
Pudieras, renaciendo en la vejez,
ver cálida tu sangre que se enfría.



February 6th, 2007

Poemas y Poetas




Autores


Comentarios

Nombre (required)

Email (required)

Website

Escribe tu comentario

Comment moderation is enabled. Your comment may take some time to appear.

Búsqueda personalizada

Poemas